Usted está aquí:

Artículo de fondo
 

  • Danilo y Leonel: La cohabitación imposible

    No se gustan. Pujan cada día por demostrar, de frente a la galería, que se toleran. Que hasta coordinan acciones. Y no es así. Eso no tiene 'componte'. Los seguidores de ambos lideres ya tampoco se aguantan, y hacen pocos esfuerzo por disimularlo. Son dos grupos irreconciliables. No es que tienen ideología encontradas. 'No ombe no'. Uno fastidió al otro en la creencia equivocada de que así quedaría eso. Leonel comenzó. Y Danilo se la ha devuelto con creces. Lo que ahora esta ocurriendo es la puesta en practica de esa lucha en la que uno luce en desventaja. Y en ese escenario, en ese partido no habrá empate. Leonel podrá disimular, viajando, huyendo del ambiente hostil, inaguantable para su ego, pero eso no podrá continuar. No podrá aguantar porque en momento dado le darán más duro; la humillación será de igual o mayor proporción a la que el le administró a Danilo cuando aquel sólo atinó a decir "El Estado me venció". Se impone el divorcio porque los muchachos están sufriendo más que si ellos se separarán. Donde digo 'muchacho' lean el Partido. Y es mejor ahora, es mejor temprano que tarde. Puede ser amigablemente o con riñas. Nada hacen con esperar a que se acerquen, por ejemplo, otras elecciones porque harán mas daño a sus respectivas aspiraciones. Sera el desguace. Danilo luce con el Partido en un 70 a 80%, para decirlo de algún modo. Leonel tiene gente y cuadro para formar una estructura partidaria y hay unos 'jovencitos' 'progresistas' que lo esperan con los brazos abiertos. Si hacen su separación amigable hasta puede haber una distribución de bienes y de posiciones y tiempo para organizarse, si lo hacen litigando, riñendo, se atacarán con to lo hierro y solo los opositores al PLD sacarán provecho y también Danilo. Piénsenlo.

  • El fenómeno David Collado

    Es un fenómeno porque aquí sólo ganan elecciones los políticos hinchados de dinero, desacreditados y demagogos. Así opinan muchos. Por tanto cuando aparece alguien que rompe ese anterior esquema de creencia tradicional y gana unas elecciones, todos saltamos a llamarle fenómeno, anormal y además buscamos múltiples explicaciones de porque ocurrió el fenómeno. No es que el pueblo creyó en un nuevo mensaje y se cansó del anterior. Así de simple no. Por ejemplo para los otros políticos tradicionales, a la antigua, lo único que explica que perdiera su también tradicional candidato y ganara el fenómeno es porque hubo traición; traición de sus propios compañeros de rutas que mandaron a votar por un anormal. Para los analistas, para aquellos de estos que tienen compromisos con los tradicionales que perdieron, su juicio inicia con una llamada de atención a los organismos del partido para que expliquen y luego sancionan a los traidores; aquellos analistas de bando contrario se dedican a denotar la campaña que hicieron sus rivales y allí está la explicación. No es que hay un nuevo mensaje y portador del mismo. Para los más “inteligentes”, aquellos abanderados de la teoría de la conspiración, algún poder auspicio un cambio para que no ganara el tradicional y vaya usted a saber con cual malsano propósito. Bueno en el caso de David hay de todo. Una pica de “traición”. El sector del poder no veía con buenos ojos la mala administración del perdedor, ni le gustaban sus chistes; también un poderoso detrás – Vicini – que con todo y poderoso no gasto la mitad de los que dispendio el tradicional, pero ahí está y los sabihondo apuntan que es para cogerse la zona colonial, recuperar terrenos y cualquier cosa que a usted se le ocurra. En realidad, junto a todo lo demás, hay que reconocer que David es una figura refrescante, inteligente de verdad, que también hizo una campaña limpia y con claros objetivos y ¡por Dios! Que la ciudad estaba más que cansada de las boberías del actual incumbente. Ojal en el futuro aparezcan otros David.

  • ¿Que tienen en común Trump, Sanders e Pablo Iglesias?

    Los tres no tienen freno para decir lo que la gente quiere oír. La gente quiere el mejor bienestar al menor esfuerzo, y ellos les dicen que sí. Los tres descubrieron que la gente no quiere retarse a razonar. Hay un déficits de atención que es bien aprovechado por los tres. Los tres saben que a la hora de buscar votos deben manejar las emociones no la razón. Nada de programa; cada día dicen cualquier cosa y mientras más escandalosa mejor. ¿Les garantiza eso que lo amplificaran? Siiiii. Los tres también descubrieron que hoy más que nunca, hay algo a lo que la prensa le tiene horror: “los medios viven con miedo a que lo que cuentan resulte aburrido”, se les caen las audiencias, entonces, ellos tres les dan novedad y diversión. Hay un intercambio: Ellos alimentan la prensa y a cambio la prensa amplifica todas sus ‘burrundanga’. Sanders dice que liquidara Wall Street y a los Bancos y que la educación universitaria será gratis; Trump, ¿cuál elijo? Dice que sacará de EU a todos los hispanos o que construirá un muro cogiéndole el dinero de las remesas que pretendan enviar a su países, y Pablito dice que va a duplicar las pensiones y salarios, etc. Usted dirá que el payaso naranja ta loco; también que Sanders sabe que habla tontería y que a Iglesias lo que le importa es ser amado por las cámaras de TV. ¿De donde Sanders va a sacar todos los recursos para que la educación universitaria en EEUU sea gratuita o cómo va a anular los Bancos? ¿Cómo Trump va a sacar a todos los hispanos indocumentados; cómo Iglesias va a buscar todos esos ingresos y manejar presupuesto para cumplir su promesa? Si usted pensó todo eso, usted está lejos de la mayoría o de casi la mayoría. ¿Saben Sanders, Trump e Iglesias que están haciendo eso? ¿Qué están mintiendo? ¡Claro que saben que lo que prometen no es posible! , sus seguidores lo intuyen o fingen no saberlo ni quieren una dialogo serio sobre eso. Para muestra un botón: En esta semana el equipo de Trump se reunió con un grupo de líderes tradicionales del partido republicano y le aseguraron que una vez Trump tenga la nominación presidencial “él será otro hombre” – Ver Diario Libre, 23 – 4 – 16- . E Iglesias, en España, va a la TV y se ‘bufea’ a los que creen y no en él. Y en el último debate entre Hillary y Sanders, había que ver a Hillary desencajada tratando de elaborar argumentos razonados contra las andanadas estúpidas de Sanders quien era aplaudido. (Sanders cuenta además con el favor de la izquierda que anda huérfana entre el medio ambiente y cualquier cosa que cuestione el sistema) O sea, a la gente no le importa que los tipos hablen mentiras o se burlen de ellos. ¿Cómo hemos llegado aquí? Los tres no lo saben ni les preocupa, pero saben que la gente piensa así. ¿Y usted sabe cómo hemos llegado a eso? ¿Por qué en RD no ha surgido un movimiento igual, fuerte y con líderes parecidos? (Si ustedes se fijan en la pizarra de anuncios que hay instalada en la esquina Estrella Sadhalla con 27 Febrero hay un anuncio de “Podemos. Ahora RD”) ¿Cómo explicarlos? ¿Qué hacer?

  • “A mi no me coja en su boca”

    No hemos llegado a lo que ocurría cuando alguien te decía ‘vi tu nombre en el Foro Público’, pero de que hay columna, programas o medios en los que es motivo de alarma que te mencionen, los hay. Tan jodido es que te relacionen en un tema escabroso como que te digan que te mencionaron en tal programa o periódico. Hay casi equivalencias. Los estigmas existen y no sólo los del Cristo. ¿La solo mención equivale a acusación? ¿Es motivo de demanda? Por lo menos es razón para que llame a tu abogado. Y quienes hacen estas tareas saben que lo menos que te echan es una vaina. Y hay programa, columna o lo que sea que como los perros, se parecen a su dueño. Oye, vi que te mencionaron o ‘saliste’ en tal medio, no es lo mismo que te digan en tal otro. Los ejemplos sobran y no lo mencionaré para no meterme en una vaina Un consuelo o venganza queda: lo que ganan en aspavientos lo pierden en credibilidad. Cambiando lo que hay que cambiar, los “Papeles de Panamá” cumplen algo parecido. No todos sabemos que los Offshore son absolutamente legales. Y de ello se aprovechan los aspaventosos o los que tienen viejas rencillas guardadas a algún sector o alguien mencionado en los ‘Papeles’. Los rojos que ahora son verde, o cualquier cosa que “cuestione el sistema”, corren detrás de estos asuntos porque con ello creen que atacan a sus tradicionales enemigos, con la desgracia que luego descubren que fueron usados, nueva vez. Las empresas Offshores o cuentas de ultramar, son legales y sirven para que alguien que quiera poner a buen resguardo sus bienes legítimamente ganados pueda escapar a la voracidad fiscal de algunos Estados; también, se pueden utilizar para establecer fondos de administración y para evitar supervisión regulatoria y por eso requiere cumplirse con algunas formalidades. Lo que sí evidencia la publicación o “filtración” de estos papeles es la lucha entre paraísos fiscales; también, el deseo de algunos Estados para que esos capitales regresen y tributen para llenar sus arcas fiscales, y por otra parte, evidenciar la procedencia y\ o uso de esos fondos y evitar que procedan o sean utilizados en actividades criminales. Como se puede apreciar, debe investigarse y no meter a todos en un mismo saco. En lo que si no hay que investigar, porque está sobradamente claro, es que el robo de documentos es un crimen. Pero de esto último nadie habla porque no es popular. De todas maneras, alguien podría decir, “a mí, no me coja en su boca, compadre”.

  • ¿Qué despierta más simpatías políticas, Impedir que la gente se mude alrededor de donde hay una tanques de gas instalado o la inversa?

    Alrededor de este asunto gira todo lo que uno oye en estos días en que han ocurrido verdaderas tragedias ocasionadas por las explosiones de estos tanques. Nadie quiere ver cual de las dos realidades es la mas frecuente. ¿Se instala primero los tanques y luego la gente sin importarle el riesgo compra solares y construye habitaciones y se muda alrededor de estos tanques? Es una situación similar a cuando en el pasado el Estado declaraba determinados territorios como de desarrollo industrial. La gente terminaba acercándose a esas industrias y construía y luego, como es normal, estas industrias expiden incomodidades a su alrededor propia de su operaciones e inician las protestas en contra de esas fabricas. !Pero ocurre con los aeropuertos! Primero se instala la terminal alejada de la ciudad y a los pocos años termina rodeada de viviendas y edificaciones. ¿Que es mas político? Es mas gracioso y simpático decir que los tanques, las industrias y los aeropuertos son peligrosos y que son estos los que deben mudarse y, claro, surgen las acusaciones contra las autoridades que autorizaron esas instalaciones. Se preocupo alguien de analizar cuál fue primero. Cuando la gente inicio a acercarse a las áreas de estos entes, alguien dio la voz de alarma y prohibió que se mudaran a allí? Ya se. ante el hecho consumado hasta yo me descarto por la protección de la gente. Tenemos un desorden territorial y de esto sí debe acusarse a las autoridades.

  • Dos anti sistema: Donald Trump y Pablo Iglesia

    Lo que queda de la izquierda, la 'progre', disfrutan cuando alguien es tildado de anti sistema. Igual fascinación siente muchos jóvenes de hoy día cuando frente a ellos se planta un llamado anti sistema. Por sistema entienden, como todos, el estatus político y social actual en una democracia. El tema viene a la memoria de muchos por aquellas viejas luchas que se desarrollaron sobre todo durante el periodo conocido como de la guerra fría: Occidente, la democracia vs los países de la Europa del este y con gobierno comunistas o socialistas. En esa época había los anti sistema, aquellos que luchaban de buena fe, aunque un poco equivocado, contra los malos gobiernos en esta parte del mundo. Es una etapa ya superada en gran medida, pero que queda en la nostalgia o añoranza de de aquellos viejos luchadores. De ahí que cuando se habla de un anti sistema asoma una sonrisa de simpatía, y lo mismo ocurre a muchos jóvenes hoy cansado de que los actuales regímenes de su país todavía no tienen una clara actuaciones que detenga y castigue la corrupción y promuevan las reivindicaciones sociales; o que han perdido fe en los partidos del sistema. Es un sentir bueno, pero eso mismo los lleva a equivocaciones cuando no analizan los actuales 'anti sistema'. Por ejemplo, Donald Trumpo es un típico anti sistema:se vuela las normas sociales de convivencia, se revela contra las normas legales y las tacha de blanda y estúpidas, y plantea una reconstrucción contra toda las formas de como se lleva la política interior y exterior de su país y propones normas truculentas: borrar el estado islámico, prohibir el ingreso de estos a EEUU, construir murallas en la fronteras con México y opinar de forma desafortunada sobre estos nacionales y otras lindezas. Trumpo lo hace desde el litoral de la derecha, pero desde la derecha recalcitrante. Pablo Iglesia en España es otro anti sistema y se enorgullece de ello. Pablo lo hace desde la izquierda, pero desde la izquierda recalcitrante y caduca. Es un tipo apegado al viejo marxismo ya pasado de moda. Pablo quiere borrar la monarquía en aquel país, descarta esa democracia, a todos los partidos; y así Ahora, lo que todos nos preguntamos es como uno y otro, Trump y Pablo, encuentran seguidores y muchos seguidores. Ciertamente, muchas gentes esta desencantada de todo, no cree en nada; y lo que es peor, no entienden su responsabilidad moral con la consecuencia de llevar este tipo de gente al poder. No pocos recuerdan a la Alemania de Hitler, donde la gente lo encumbro y luego se lamentan de las consecuencia.

  • Cristina Fernandez, en Argentiina; Nicolas Maduro, en Venezuela, y el articulo 101 de la Constitución de España

    Veamos las diferencias obvias. Cada país tiene su Constitución ajustada a su sistema político y ciudadanía. El sistema de España es Parlamentario. Entre otras cosas, los elegidos al órgano legislativo son los encargado de formar gobierno - Presidente; algunas modalidades aplican, por ejemplo, si hay Monarquía o no. El sistema de los dos países sudamericanos señalados, es Presidencialista, entre otras cosas, el ejecutivo es elegido directamente por el pueblo. Pero hay algo en común en todas partes. En efecto, en todos los sistemas políticos, cuando hay elecciones para escoger quien dirigirá al país, hay un espacio de tiempo entre la elección y la toma de posesión del nuevo. Y este es el asunto que llama nuestra atención. En el tiempo que va entre la elección o designación y la toma de posesión, el Presidente o Primer Ministro que está en funciones, cual sea, debe tener limites a sus ejecutoria de manera que no dañe a las del entrante. Una vez Cristina Fernandez , en la presidencia de Argentina, vio que el pueblo había elegido al candidato opositor a su partido, en ese tiempo que media entre su entrega del poder y la toma del entrante, inicio una carrera de nombramientos y medidas, tratando de maniatar al entrante; lo mismo Maduro ene Venezuela. No hay que aclarar que hay diferencia entre ambos acontecimientos: en el caso de Venezuela la elecciones fueron para designar al nuevo legislativo que resultó mayoritariamente contrario al Presidente y con clara incidencia sobre sus ejecutorias, incluyendo el posible derribo del mismo. Es ridículo ver las actuaciones de este impopular Presidente venezolano. Sin recato algunos ha tratado de modificar el numero de elegido de la oposición. Ha construido un "parlamento"paralelo" y no se sabe cuantas diabluras más hará en su desesperación. Y guardando las diferencia que señale al principio entre países y sistema políticos, aprovecho para traer a colación el espíritu del articulo 101 de la Constitución de España: "el Gobierno cesante continuará en funciones hasta la toma de posesión del nuevo Gobierno". Como bien apunta Fernando Garea: "No hay limitación alguna" ( 'EL País', 9 enero). Sin embargo y en aplicación de ese articulo se promulgó una ley, la 50/1997 de 27 de noviembre, que sí establece limitaciones al gobernante de turno una vez existan las condiciones para designar un nuevo ejecutivo. En esencia se dispone que este, el Ejecutivo en funciones, debe limitarse a a facilitar el traspaso de poderes al nuevo y no tomar medidas más que las ordinarias y abstenerse de adoptar cualquier otras medidas salvo urgencias o interés general debidamente probadas. Algunos piensan que acortar ese tiempo entre entrega y toma de posesión ayuda, pero me inclino por establecer y cumplir una medida con el espíritu extraído de ese articulo de la Constitución de España.

  • Es verdad, terminó un año y comenzó otro: ¿Qué hay de nuevo viejo?

    En política partidista, más de lo mismo, como tiene que ser. Unos harán pronostico halagüeño y otro pesaroso. Los abanderados del actual presidente - candidato verán con cristal claro y bonito, los contrarios, con oscuro y feo. Ese es el discurso. En economía, ante el inocultable crecimiento económico de los últimos años, sobre 5%, agregaremos, como critica, que ese crecimiento no ha llegado al pueblo, y así se neutraliza la buena noticia. También, ante la realidad de las próximas elecciones, unos abogarán por el control del gasto publico y reducción del déficit, eso como un modo de que el gobierno no utilice con ventajas esos recursos, aunque si estos críticos llegan, van con un pacto fiscal que justificaran por 'el derroche de las autoridades salientes'; y si estos se quedan, van también con el pacto fiscal y apelaran a la baja carga tributaria para permitir la continuación de las obras de bien social e infraestructura. Así mismo jugarán con el ITBI y su aumento previsto ahora en enero; la oposición pedirá que se aborte esta aplicación y lo harán para congraciarse con el pueblo y el gobierno lo hará también por los mismos motivos. Algo bueno dejan las campañas políticas eleccionarias (además de construcción de aceras y contenes y recogida de basuras en los pueblos) ¿Los medios? ¿Los periódicos y diarios? Serán una representación de ambos bandos. Los que apoyan a la oposición darán primera pagina al candidato de su preferencia y destacaran las criticas al actual gobierno. No irán lejos los que apoyan el actual estatus: elevaran al Presidente y destacaran sus obras de bien e inauguraciones. Ah noo y nada de pesimismo! Así ha sido siempre, no importa como se cubran o hablen y escriban los actuales. No va a cambiar. No hay porqué cambiar, diría un viejo amigo de la vieja izquierda, esa es la dialéctica. Y dejémonos de hipocresía y aspavientos: !El pueblo se lo goza! (y algún provecho saca) Nota: propongo que demos seguimientos a las noticias y medidas chiquitas y de seguro lograremos avanzar en los que los políticos politiquean: Atención a la sequía, reservas y manejos de aguas Atención al transito. Debemos parar la sangría en las carreteras y el irrespeto. Vigilar el Zika ario que quedo com0 en el aire terminar de derogarla y arreglarla. Sea la ley de Ito o cualquier otra, seguir a regular el porte y tenencia de armas. Agilizar los tramite de propiedad de terrenos y otros.

  • España está cansada de estar bien.

    En la mayoría de los países con rasgos democrático y en los que el acceso al poder o dirección del Estado se regulan mediante elecciones, al lado de las grandes formaciones políticas, los Partidos, existen dos o tres organizaciones que se desenvuelven en el extremo de las ideologías políticas: extrema izquierda, extrema derecha, racistas xenofobo y los fundamentalistas del medio ambiente, para sólo citar los más presentes. Habitualmente estas ultimas organizaciones se mantienen medrando alrededor de los grandes partidos a la espera de que los mismos se debiliten u ocurran acontecimientos que ponga en trance a la sociedad de manera que esta entre en crisis, y ahí aprovechan para presentarse como opciones validas. Pero lo normal es que los votantes los mantengan a raya otorgándole poquísimos votos. España no es la excepción. Al lado de los dos grandes partidos, el Popular - PP, centro derecha, y el Partido Socialista Obrero español, PSOE, centro izquierda, están, entre muchos otros, Ciudadanos - Cs, liberal, y PODEMOS, radical anti sistema y adscrito a viejas ideas marxistas leninistas. Estos dos últimos, ambos, de formación reciente y que han aprovechado el desencanto que producen las ejecutorias administrativa de los dos grandes partidos. En las elecciones del pasado domingo 20 de este mes todas estas fuerzas se enfrentaban por el favor del voto del pueblo español. Como era esperable, los dos grandes obtuvieron la mayoría de los votos alcanzando, el PP, 123 congresistas y el PSOE 90, pero ambos, de manera individual no obtuvieron la mayoría de escaños en el Congreso, que son las condiciones del característico sistema parlamentario español para constituir la presidencia y por tanto, solos no pueden formar gobierno, precisan ceder posiciones y llegar a acuerdo para formar la mayoría necesaria. Parecer lógico que el más votado, el PP, tome la iniciativa para constituir gobierno, y parece lógico también que el aliado "natural"del PP lo sea Cs, pero este ultimo, 40 escaños, no es suficiente para formar mayoría. Visto los hechos y en aras de mantener la estabilidad política, los dos grandes lleguen a acuerdo condicionado y se mantenga el desempeño de la economía y el ambiente político para bien de los españoles y del mercado. Sin embargo, en una posición oportunista, el PSOE se esta acercando a PODEMOS, 42 escaño, más unos 18 aliados de este, para formar mayoria y constituir gobierno. Es evidente que el PSOE está buscando pescar en rio revuelto, ser gobierno y vengarse del PP por las derrotas que este le ha infligido en el pasado. Hay dos consideraciones pertinentes:Cómo es posible que le PSOE le dé ese protagonismo a un grupo impredecible, anti sistema como lo es PODEMOS. Los lideres de esta formación han especulado públicamente cambiando de posición, primero fueron bolivariano, luego socialdemócrata, más tarde soberanistas y no se sabe qué más están dispuestos a hacer, como ellos mismo afirmar, para alcanzar el poder. ¿Y cómo es posible que los españoles sabiendo el historial de PODEMOS, especialmente su apoyo a la revolución bolivariana que ha hundido a Venezuela, aun así lo voten. Sólo el cansancio de estar bien explica esta votación a favor de un grupo que descansa en ideas tan antiguas y desfasadas como son las del marxismo - leninismo y que han provocado tanto sufrimiento. ¿Qué es estar bien? La respuesta se puede ver en una simple comparación entre Venezuela y España, y no se precisa buscar datos duro sobre PIB o ingreso per capita, basta observar asuntos tan elementales como: ¿Tiene España desabastecimiento de productos de primera necesidad? ¿ A quien disiente se le lleva a la cárcel? ¿Tiene España una inflación de tres dígitos? ¿ Se ha generalizado el crimen y el trafico? Y paro de contar. Venezuela esta sufriendo todos esos males. Y pensar que los lideres de PODEMOS recibieron grandes sumas de dinero de ese país para que la ayudara a conformar el estado de cosa actual en este país hermanos.

  • El caso de los jueces: Tremendismo y mucho aspavientos.

    Si observa con mirada fría el caso de los jueces que ahora están en la picota puedes entender algunas cuestiones relacionadas con estos casos. ¿Cuál es el papel del Ministerio Publico? Simple: perseguir, sin distinción donde crea, hasta prueba en contrario, que se ha violado la ley y o el orden público. Dejémoslo por ahora de este tamaño, que ya se entiende. ¿Que ha hecho el Procurador General? Donde cree advertir violación a la ley y al correcto proceso ha procedido a denunciar y someter. En la especie se trata de que los justiciables, los inculpados son jueces. Pero dijimos que ese papel persecutorio es el propio del Ministerio Públicos sin importar de quien se trate. Y eso es lo que ha hecho el Ministerio Publico. Entonces ¿Porqué la alarma? Porque son jueces, son los llamados a interpretar y aplicar la ley correctamente. Pero todos olvidamos que ademas de jueces son seres humanos; sujetos a las imperfecciones propia de esta condición. Pero la alarma viene también por dos razones: porque estamos en campaña política y hay que ver qué filo se le puede sacar a esto y a favor de qué causa y números dos, porque hay una 'vieja' rencilla sobre quien impulso la nominación de estos jueces o una gran parte de ellos y es hora de cobrárselo o quitarle ese poder. Siguiendo el caso, el Ministerio Publico ha encaminado su accionar en el camino señalado por la ley. Ni más ni menos. Pero todos gritamos que la justicia toda esta corrompida, que colapsó, etc. etc. Nada de eso. Las instituciones están funcionando ni más ni menos. Quizá la alarma es porque nunca antes estas habían funcionado en esta dirección. Claro lo más cómodo era o es, decir, denunciar sin decir quienes, cobijado en generalidades. Vocear que todo se acabó y blabla... Y viene lo mejor. En este estamento se contemplan dos posibles sanciones, una disciplinaria y otra penal. En caso de concurrir juntas o parecerlo, como siempre, lo penal mantiene lo demás en estado. Primero, si hay merito, deben ser sometido a la acción pública, y en caso de esta acción prosperar, se obvia la segunda. Pero por otro lado, si las violaciones no trascienden a los penal y encuentran su acotejo en los predicamentos de la acción disciplinarias basta con esta. Con los jueces pasa como con los policías, que uno no espera , por el objetivo de sus funciones, que estos entren en actuaciones reñidas con la ley; pero por suerte hay unas prescripciones que si se siguen pueden aplicar remedio. Eso es lo que está haciendo el Ministerio Publico. Y en este ámbito, es de provecho continuar haciendo esfuerzos por un mejor entrenamiento, educación y supervisión que ayuden a los mismos en sujetarse al cumplimiento de sus funciones. Mientras, sigan con sus aspavientos...

Back to Top